El pasado 11 de octubre se cumplieron 25 años del lanzamiento del debut de Korn, un disco que sería definitivo para la explosión del nu metal a finales de los 90. El grupo de Bakersfield sorprendió al mundo con su mezcla riffs metaleros, groove y elementos del hip hop y unas letras descarnadas en las que Jonathan Davis trataba temas como los abusos infantiles o la adicción.

Aunque ‘Blind’ fue el tema que les dio a conocer, ‘Shoots And Ladders’, tercer single del álbum, contribuyó a que siguieran ganando más público con sus rimas basadas en canciones infantiles y su pegadiza melodía de gaita. 

Dos años después, el tema era nominado a los Grammy en la categoría de ‘Mejor Interpretación de Metal’, una señal más de que Korn habían llegado para quedarse.

Artículo anteriorTaylor Hawkins presenta nuevo disco con múltiples invitados
Artículo siguienteEntrevista a Capsula – Animales nocturnos