Inicio Críticas de Discos ARCHGOAT – ‘Worship The Eternal Darkness’

ARCHGOAT – ‘Worship The Eternal Darkness’

Invita a arrancarse la piel de la cara.

No me extraña que Worship The Eternal Darkness de Archgoat haya sido mi disco más esperado del año junto al nuevo de Helloween y Senjutsu de Iron Maiden. Que manda cojones, ahora que lo pienso… Tras una intro de ésas que sólo pueden sonar en festivales de metal de verdad, los tiranos de Finlandia suplen todas mis necesidades de tonadas ultrajantes con una ‘Heavens Ablaze’ a saquísimo.

Son Archgoat, no hay duda. ‘Black Womb Gnosis’ te acelera el corazón, es un chute de nitroglicerina satánica, pero ‘All Christianity Ends’ (brindo por eso) es todavía mejor. Que suenen sus campanas; Gabriel, anuncia ya el fin de los días. Un medio tiempo maníaco maridado con un riff que no puede ser más Inquisition te obliga a doblegarte ante la causa de estos tres bestiajos. Te adoramos, Lucifer. Toma nuestras almas cuando gustes y haz con ellas lo que te plazca.

Con ese parón bastante Profanatica y un extra de melodía que les queda de rechupete, ‘In Extremis Nazarene’ podría llamarse ‘Mataderos López’. Amor ciego y desmedido es lo que siento por la voz de Lord Angelslayer, con ese alevoso grave que nunca más consigues olvidar. Que en directo sea incluso peor es lo que me empuja a patearme Europa cada vez que publican nuevo álbum… o empujaba, mejor dicho, pues el cochino virus acaba de hacer saltar su tour por los aires.

‘Rats Pray God’ y que corra el alcohol. La banda saca a relucir su vena más punk y gamberra con ese primitivismo que nos chifla, y por si queda algo aún de nosotros, ‘Empyrean Armageddon’ nos despachurra con su estilazo habitual. Carnicería de las tochas, ésta.

Worship The Eternal Darkness parece un ejercicio de reflexión, si es que algo así puede contemplarse en el universo Archgoat. Es como si se hubieran sentado en una mesa a debatir cuáles son sus puntos fuertes como formación, aquello que más entusiasma a sus tropas, y después hayan decidido verterlo en estos diez cortes.

De verdad que así lo veo, porque teniendo en cuenta que para servidor ‘Grand Luciferian Theophany’ es la mejor canción que hayan parido jamás, ‘Burial Of Creation’ se asemeja a un meditado intento de revivir esa oscurísima gloria en este trabajo. Y cielos, casi que lo consiguen, firmando un final de disco que invita a arrancarse la piel de la cara, medio enloquecido por la devoción.

PAU NAVARRA

Reseña Panorama
Archgoat
8
Artículo anteriorVulk presentan nuevo disco con ‘Lanaren Kanta’
Artículo siguienteDesaparecidos anuncian disco en directo, ‘Live At Shea Stadium 6.25.15’