Inicio Críticas de Discos NICKELBACK – ‘Get Rollin’

NICKELBACK – ‘Get Rollin’

¿Pueden más de 50 millones de fans estar equivocados?

¿Pueden más de 50 millones de fans estar equivocados? Desde que en 2001 lo petaran con el single ‘How You Remind Me’ de su tercer disco Silver Side Up, Nickelback se han convertido en la banda canadiense más exitosa de la historia. Su secreto es tan fácil como apelar al mínimo común denominador de los aficionados al rock para poder gustar tanto a los fans de Metallica como a los de Bon Jovi.

Madness Live!

Nuevo disco de Nickleback 2022Pero al mismo tiempo que han ido vendiendo porrones de discos, llenando arenas y haciéndose cada vez más ricos, Nickelback se han convertido también en una de las bandas que más odio despiertan. Ya advierto que pueden incluirme en su lista de haters, pero puesto que me han encargado hacer la crítica de su décimo álbum, y uno intenta hacer las cosas bien, juro que me propuse escuchar Get Rollin’ como si fuera una banda nueva de la que no conociera absolutamente nada, y hits como ‘Rockstar’ o ‘Photograph’ nunca hubieran torturado mis oídos. ¿Funcionaría?

Empieza a sonar el riff cortante sobre la base groove de ‘San Quentin’ y pienso, ‘pues no está mal’. Para cuando llega por segunda vez el estribillo, casi me asusto pensando que me está gustando. Suena como si los Metallica de Load se hubiesen propuesto hacer un hit rockero. A continuación, ‘Skinny Little Missy’ tiene un aire más setentero, aunque el estribillo parece firmado por Warrant y tiene un solo de guitarra bastante chulo. Podría ser peor.

Pero entonces aparece la guitarra acústica de ‘Those Days’, y empiezo a recordar por qué intento mantenerme lejos de Nickelback. Ya no es que la canción sea super facilona, o que la letra tire de nostalgia de libro citando a Pesadilla En Elm Street o a Guns N’ Roses, es que cuando llega el estribillo final con la batería pasadísima de reverb y los ‘ooohss’ finales como si la hubiesen compuesto para un anuncio de cerveza, me salen sarpullidos.

A partir de aquí, todo se hace aún más cuesta arriba. ‘High Time’ es su interpretación del rollo sureño, pero acaban sonando como Kid Rock, ‘Vegas Bomb’ es como una versión peor de ‘San Quentin’; ‘Tidal Wave’ es un medio tiempo con ciertos aires de U2, la balada ‘Does Heaven Even Know You’re Missing?’ contiene poesía tan profunda como «¿Sabe el cielo que te has ido y viniste directa de ahí arriba? ¿Decidiste caer del cielo y perder tus alas para enamorarte?», y ‘Steel Still Rusts’ parece una cover de ‘Wanted Dead Or Alive’ de Bon Jovi. La melódica ‘Standing In The Dark’ es pasable, y la más popera ‘Just One More’ es un intento de sonar modernitos, pero se les ve el plumero.

Todo en Get Rollin’ suena absolutamente genérico, y, peor aún, sin ningún sentido del humor, ironía o sentimiento. Chad Kroeger se toma tan en serio que incluso cuando intenta ponerse ligero parece que esté pontificando. ¿Pueden más de 50 millones de fans estar equivocados? Quizá no, quizá yo sea un esnob, pero Vin Diesel también es super popular y eso no lo convierte en buen actor.

DAVID GARCELL

Reseña
Nickelback
2
Artículo anteriorEntrevista a Halestorm – Busca tu tribu
Artículo siguienteCrim encabezan el XIV aniversario de la sala Estraperlo Club
nickelback-get-rollin-critica-disco-nuevo-reviewNickelback - 'Get Rollin'' (BMG) Estilo: Hard Rock Fecha de lanzamiento: 18/11/2022