Inicio Críticas de Discos MONSTER MAGNET – ‘A Better Dystopia’

MONSTER MAGNET – ‘A Better Dystopia’

Podría dar la sensación de ser una obra menor, pero ni mucho menos lo es.

Una de las pocas cosas buenas que trajo el confinamiento fue que la gente tuvo mucho más tiempo para descubrir nueva música o, por contra, tirar del fondo de catálogo que cada cual tuviera en casa. Seguramente Dave Wyndorf puso en práctica este ejercicio revisionista y de ahí naciese la idea para el nuevo trabajo de Monster Magnet.

A Better Dystopia viene marcado con la etiqueta de álbum de versiones, y aunque ya de por sí pueda dar la sensación de ser una obra menor, ni mucho menos lo es. Como ha declarado el propio Wyndorf, se trata de una colección de temas oscuros procedentes de bandas prácticamente desconocidas para el gran público como Poo-Bah, Jerusalem o Table Scraps. Que los nombres más populares de la lista sean dos grupos de culto como Hawkwind y Pentagram da una idea bastante clara de que con esta selección no se ha pretendido buscar canciones que en su momento fuesen hits. Todo lo contrario.

Precisamente en la introductoria ‘The Diamond Mine’ Wyndorf (quién a sus 64 palos sigue conservando toda su chulería interpretativa) se mete en el papel de Dave Diamond, mítico DJ de la radio americana que a través de las ondas ayudó a popularizar el rock psicodélico de los 60 y 70 más underground. Esa misma es la intención de los de New Jersey con esta referencia: descubrir a sus fans una serie de formaciones que pasaron desapercibidas en su momento al tiempo que las reivindican como una obvia influencia en su carrera.

Lo bueno es que esta distopía mejorada incluso podría pasar como un disco de material propio, ya que la cohesión entre los cortes es asombrosa. Tenemos desde sus característicos misiles rockeros con algún que otro viaje de ácido de por medio (‘Born To Go’, ‘Mr. Destroyer’, ‘Learning To Die’), a latigazos de proto punk (‘It’s Trash’), invitaciones a quemar rueda sobre una Harley (‘Motorcycle (Straight To Hell)’, ‘When The Wolf Sits’) o instantes de pura lisergia (‘Death’). En cierto sentido, llega a recordar lo que ya planteaban en álbumes tan seminales como Spine Of God o Superjudge.

En definitiva A Better Dystopia sirve para que Monster Magnet muestren sin tapujos los pilares fundacionales con los que empezaron a construir su carrera hace ya más de tres décadas. Bien es cierto que este no deja ser un mero entretenimiento sólo apto para quienes ya sean militantes de la causa, pero, ¿acaso no lo son todo este tipo de artefactos?

GONZALO PUEBLA