En pleno 30 aniversario del Black Album, Metallica actuaron el jueves pasado, 16 de septiembre, en The Independent en San Francisco, una sala para solamente 500 personas, y este lunes en The Metro de Chicago, algo más grande, pero todavía muy pequeña en comparación a los estadios en los que suelen actuar.

Tanto en uno como en otro, el tema elegido para abrir su set fue ‘Whiplash’ de su debut Kil’ Em All de 1983, y ahora la banda ha compartido un vídeo del mismo grabado en San Francisco. Escuchar a James Hetfield cantar “We’ll never stop, We’ll never quit, ’cause We are Metallica” casi 40 años después sigue siendo impagable.