La joya de hoy va dedicada a Martin Birch, el mítico productor británico, fallecido ayer domingo a los 71 años. La noticia la confirmó David Coverdale, con quien había trabajado tanto en Whitesnake como en Deep Purple, a través de su cuenta de Twitter.

Birch empezó su carrera a finales de los 60 como ingeniero para artistas como Jeff Beck, Fleetwood Mac o Deep Purple. En los 70 fue uno de los productores más reclamados trabajando con Whisbone Ash, Whitesnake o Rainbow. Pero fue en 1981 donde inició su larga relación con Iron Maiden produciendo su segundo álbum, Killers. Birch grabaría todos sus discos, un total de 9, hasta Fear Of The Dark en 1992, consagrándose como uno de los grandes arquitectos del heavy metal. Tras grabar ese álbum, se retiraría.

En los 80, también grabaría los dos primeros discos de Black Sabbath con Ronnie James Dio, o dos álbumes con Blue Öyster Cult, pero su nombre quedaría para siempre asociado a Maiden y a himnos como este ‘The Number Of The Beast’.

Descanse en paz.

Artículo anteriorLars-Göran Petrov (Entombed A.D.) padece un cáncer incurable
Artículo siguienteDEVIL CITY CULT – ‘World’s True Enemies’