Inicio Críticas de Discos IGNITE – ‘Ignite’

IGNITE – ‘Ignite’

Un ilusionante reinicio de su carrera cuando muchos ya les daban por enterrados.

Por mucho que queramos darle su importancia a cada puesto dentro de una banda, es obvio que la persona que se pone delante del micrófono es quien marca las diferencias. Al igual que en un equipo de fútbol el delantero suele ser el encargado de meter los goles, de un cantante puede depender la victoria o el fracaso.

Dentro del hardcore melódico, Ignite contaban con uno de los mejores killers del área de las últimas décadas. Gracias a su personal timbre vocal, Zoli Teglás catapultó a los de Orange County a la primera división del punk rock con álbumes como A Place Called Home y sobre todo Our Darkest Days. Tal era su nivel que Pennywise acabaron eligiéndole como reemplazo temporal tras el abandono de Jim Lindberg en 2009, grabando el fantástico (y tremendamente infravalorado) All Or Nothing.

Para sorpresa de todos, a finales de de 2019 era el propio Zoli quién anunciaba su salida de Ignite para centrarse en otros proyectos. Un durísimo mazazo para una formación a la que le había costado consolidarse dentro del circuito. Pero hay que recordar que el grupo ya existía antes incluso de que el cantante de ascendencia húngara entrase a formar parte. Y con esa misma intención parecen querer reivindicarse en su sexto disco.

De entrada, que el escogido para ocupar la plaza vacante haya sido Eli Santana de los metaleros Holy Grail podía llamar la atención debido a su background. Pero si pensamos en que muchos aficionados al heavy fueron capaces de engancharse a Ignite por el registro agudo de Téglas (mismamente Robb Flynn de Machine Head se declaró fan de Our Darkest Days, llegando incluso a versionar ‘Bleeding’), la jugada tiene cierto sentido.

Eso sí, una vez pulsas el play, reconoces a la banda en cuestión de segundos. Que hayan elegido autotitular el disco, además de aparecer con sus nombres en la portada, da una idea de la seguridad que tienen en sí mismos. Como si dijesen «por mucho que Zoli ya no esté, nosotros seguimos siendo Ignite». Y en los primeros envites de ‘Anti-Complicity Anthem’, ‘This Day’ o la más melódica ‘The River’, no te queda otra que darles la razón.

Sin llegar a las cotas de su predecesor, Santana demuestra estar a la altura de la delicada tarea que supone ocupar el puesto de una de las voces más reconocibles del género. Aunque puedas hacer el ejercicio mental de imaginarte como sonarían ‘On The Ropes’, ‘The House Is Burning’ o ‘Enemy’ de haberlas interpretado Zoli, Eli consigue hacerlas suyas. Incluso no duda en meter guturales en la potente ‘Call Off The Dogs’. Unido a ese punto de motivación extra de sus compañeros de banda, hacen de este álbum homónimo un trabajo más que digno de llevar su nombre.

Puede ser que pierdan algún fan por el camino o que ya no consigan llamar tanto la atención, pero la verdad es que Ignite están ante un ilusionante reinicio de su carrera cuando muchos ya les daban por enterrados. Si has sido seguidor suyo en algún momento, dales una oportunidad porque no te vas a arrepentir.

GONZALO PUEBLA

Reseña
Ignite
7
Artículo anteriorSum 41 preparan el lanzamiento de un doble álbum, ‘Heaven And Hell’
Artículo siguienteJorge Sanz (Shake Before Use) anuncia su nuevo proyecto, Oden Forest