Pete Shelley, cantante y guitarrista de Buzzcocks, falleció ayer, 6 de diciembre, a los 63 años como consecuencia de un ataque al corazón. El músico falleció en Eslovenia, país donde residía.

“Es con gran tristeza que confirmamos la muerte de Pete Shelley, uno de los compositores más influyentes y prolíficos de Reino Unido, y co-fundador de la banda fundamental de punk Buzzcocks”, ha declarado un portavoz del grupo. “La música de Pete ha inspirado a generaciones de músicos a lo largo de una carrera que abarcó cinco décadas, y con su banda y en solitario, ha sido tenido en alta estima por la industria musical y por sus fans en todo el mundo”.

Shelley fundó Buzzcocks con Howard DeVoto en 1975, y junto a los Sex Pistols y The Clash son considerados uno de los pioneros del movimiento punk. Su influencia, con la incorporación de melodías pop al sonido guitarrero y agresivo, inspiró a multitud de bandas como Green Day o Nirvana, con quienes giraron por España en 1994.

Su noveno y último disco The Way apareció en 2014.

Descanse en paz.