Marie Fredriksson, vocalista de Roxettte falleció ayer lunes a los 61 años según ha dado a conocer hoy su management. En 2002, le habían detectado un tumor cerebral.

Roxette fueron uno de los grupos más exitosos de pop rock salidos de Suecia a finales de los 80 con unas ventas de más de 60 millones de discos gracias a hits como ‘The Look’, ‘Listen To Your Heart’ o ‘It Must Have Been Love’, incluida en la banda sonora de la película Pretty Woman.

Su compañero de grupo, el guitarrista Per Gessle le ha dedicado unas palabras en su cuenta de Twitter: “El tiempo pasa muy deprisa. No hace tanto que pasamos días y noches en mi apartamento compartiendo sueños imposibles. ¡Y vaya sueño el que logramos compartir! Me siento honrado de haber encontrado tu talento y generosidad. Todo mi amor va par ti y tu familia. Las cosas nunca serán lo mismo”.

Descanse en paz.